Description

Por una diferencia de menos de 120 votos el actual intendente Daniel Salibi volvió a consagrarse por sexta vez como el próximo intendente de Mendiolaza. Hablamos con él y en las sensaciones que le dejaron estos últimos comicios.

-¿De qué habla esa escasa diferencia que volvió a darte un triunfo en las urnas?

“En primer lugar hay que destacar la falta de compromiso con el acto eleccionario. Hay un desinterés general en el votante y eso que Mendiolaza fue el lugar donde más porcentajes de votos se emitieron con un 62% de votantes, aun así una gran cantidad de vecinos no votó. Estoy desconforme con esa falta de participación, hay una gran falta de compromiso con la sociedad”. 

Al margen de la cantidad de votantes, Salibi cuenta que siempre supo que la elección estaría polarizada entre su candidatura y la de Nicolás Martínez Dalke quien conformó el frente Mendiolaza Unida. “Nuestras encuestas siempre nos dieron un poco más arriba de Dalke” dice el re electo Daniel Salibi. “Hasta horas antes de abrir los comicios, circularon encuestas dando ganador a Nicolás. Entiendo que son las reglas del juego. Cada uno las toma como quiere. Yo siempre estuve confiado, me manejé con la misma encuestadora a pesar de no haber publicado nunca los resultados. Sabíamos que las condiciones eran tal cual nos lo decían las encuestas y de igual modo siempre supimos que la estrategia de la oposición sería apelar al posible desgaste de 20 años de gestión que ahora van a ser 24”, dice cómodo Salibi.

-Si bien hay experiencia de tener tantas campañas en tu haber, en esta oportunidad vimos un clima de mucha cautela durante el escrutinio…

“Cuando faltaban escrutar 5 mesas yo sabía que había ganado, esperé los resultados de las últimas dos mesas por una cuestión de asegurarme. En base a como se venían dando el recuento, había poca diferencia sin embargo, en un momento esa diferencia se amplió y hubo un momento que el resultado era irreversible”.

-Durante el escrutinio pudimos ver, al igual que en las elecciones anteriores, a un Daniel Salibi recibiendo información trasladándola a una planilla, calmando a la gente que estaba ansiosa y atento a todo lo que pasaba. ¿Es un reflejo de tu forma de trabajar en dónde todo pasa por vos?

“Es una responsabilidad. Yo lo asumo al 100 % no sé si podría estar esperando que me pasen los resultados y así es en todo. Así trabajé en la campaña también y así es mi día a día… A la mañana recibo los mensajes de cada uno de los secretarios sobre lo que se va a hacer, tengo que estar en conocimiento de todo. A mí me llaman a las 8 de la mañana y me preguntan dónde está la motoniveladora y yo lo tengo que saber, de hecho lo sé”.

-Pero no deberías tener que saber todo…

“Claro. Pero no me molesta, lo que si noto es que a medida que esto crece se hace más difícil poder saber todo. Eso pasó con el tiempo, seguro que cuando Mendiolaza tenga 25 mil habitantes o yo esté en otra función, sin dudas que va a ser más difícil. Tendré que acostumbrarme. Mientras pueda lo hago”.

-¿Te cuesta delegar o es algo que no te molesta?

“Esta todo delegado, lo que pasa es que es mi forma de ser pareciera que no delego, pero esta todo delegado. Incluso hasta en la campaña.  Desde las 6 hasta las 3 de la mañana estuve siempre viendo todo lo que sucedía incluso conteniendo al grupo. De hecho el grupo que se sumó que es Mendiolaza Proactiva, integrado por un sector del PRO, conoció esa faceta”.

-¿Cuál será el rol de Mendiolaza Proactiva en tu gobierno?

“Tendrá el mismo rol que tuvo desde el principio que arrancó la campaña, es parte de un equipo donde normalmente ponemos temas sobre la mesa y se emiten opiniones y a consideración del grupo. Reconocen y valoran que es difícil seguirme el ritmo y estar al tanto de todo”.

-¿Cómo se contiene y maneja a la militancia en la campaña?

“Es difícil hacer una contención y ser líder sin que alguien se salga de lo que iba pasando, victimizaciones, denuncias, agravios.  En esta campaña hubo mucho intercambio a través de las redes. Nosotros no contestamos ni agredimos a nadie”.

-¿Hay algunas personas que sí, cómo se maneja eso?

“Conteniendo y no liberando, tenemos pautas para contestar y no contestar.  Yo sigo creyendo siempre que a las elecciones hay que ganarlas democráticamente. Hubo una estrategia, que ya sabíamos que se la iba a usar y que era atacarnos por los 20 años de gobierno. Entonces la estrategia fue hablar de cómo se transformó Mendiolaza y los compromisos asumidos y cumplidos. Había que trabajar con el electorado nuevo que fueron 1.500 personas aproximadamente. Por eso me molesta la falta de compromiso por parte del electorado que no va a votar. No me parece aceptable incumplir con la obligación de ir a votar, nos jactamos de vivir en democracia pero no se ejerce ese derecho fundamental”.

-Se dijo también que Tomás Grunhaut fue puesto por el gobierno provincial para restarle votos a Nicolás Dalke y así favorecerte…

“Es un error.  Lo primero que hay que ver es que Nicolás no es Unión Por Córdoba (UPC), entonces ¿por qué lo ponen de candidato en 2015? porque no había candidato y los escenarios eran totalmente distintos. A mi Tomás (Grunhaut) me dijo que quería ser candidato hace dos años. Nosotros siempre pensamos que el candidato de UPC era Nico y que iba a haber una interna entre Dalke y Grunhaut, cosa que no sucedió. Él se manifestó muy apegado al kirchnerismo y ensambló un grupo de protagonistas de ese sector. José Luis Pereyra, Alicia (Vogliotti) y se manifestó cristinista. Si en Mendiolaza hubiera habido dos candidatos del radicalismo hubiésemos ido a internas y avalaríamos al resultado. Hay que ser orgánicos dentro del partido”.

-¿En función de tus seis campañas electorales ganadas cómo queda tu figura dentro del radicalismo?

“Uno no toma la dimensión de lo que genera. Haber ganado seis elecciones de manera consecutiva con el mismo partido es para que algunos dirigentes abran los ojos de cómo desde el interior tenemos capacidad y fundamentalmente podemos pensar en lo partidario con madurez. Políticamente hay dirigentes que han quedado con el chip de los ´90, de la vieja política y la política ha cambiado. ¿Por qué para muchos dirigentes Salibi termina siendo alguien distinto?, porque siendo radical, no estoy afiliado a ningún grupo interno, entonces no le tengo que pedir permiso a nadie para decir lo que pienso esté equivocado, o no”.

-¿Cómo se van a desarrollar estos últimos cuatro años de gestión salibista?

“Creo fundamentalmente que quienes están hoy en la oposición deben cambiar el concepto de lo que significa ser oposición. A mí siempre se me destaca la relación que tengo con el Gobernador siendo yo radical y él peronista. En las últimas presentaciones de los programas del Gobierno Provincial ha sido un placer poder participar. La oposición por oposición no sirve, no se puede votar en contra de un colegio, en contra del gas, en contra del cordón cuneta y que después sean tus propuestas de campaña, por ejemplo. Hay que cambiar, insisto, el concepto o el sentido a la palabra oposición. No entiendo por qué, por ejemplo, quienes hoy son la oposición en Mendiolaza no participan de los actos de gobierno o se ponen al lado mío. A mis oponentes, puedo decirles que para el 2023 a nivel municipal, provincial y nacional se barajaran las cartas y habrá cartas nuevas”.

-¿Cómo debería ser la oposición?

“Deberían sentirse parte de un logro. Yo cada vez que se inaugura una obra del Gobierno Provincial, me siento parte. Si no se cambia ese concepto de política opositora seguirán equivocados”.

Un padrón con dudas

-Días antes de las elecciones desde el espacio Mendiolaza Unida se denunció la existencia de casi 180 domicilios falsos dentro del padrón electoral…

“Quiso hacer la gran Luis Juez e impugnar votos que inclusive algunos eran de él. Si alguien que conoce Mendiolaza debería saber que si hay un domicilio con numeración cero es porque en ese momento no estaban las numeraciones colocadas, hay domicilios muy antiguos dentro del padrón. Calle pública sin número, por ejemplo. Además, hubo un sector de Dalke que se victimizo porque habló de agravios. Si en algún momento hubo agravios y se lo dije a él, debía denunciarlo yo sería el primero en ir detrás de él para ver las pruebas. Se puede ganar una elección por un voto, con cien o mil, mas legitimidad que esta no hay. Yo estoy tranquilo en que he ganado en buena ley”.

-¿Un desafío para los próximos cuatro años?

“Fuera de lo que es el ámbito Mendiolaza voy a pelear por generar un ente del área metropolitana. Algo que veo como fundamental para todas las áreas. Somos 20 localidades que podríamos integrar ese ente en donde tratar temas que nos involucran a todos por igual, el tema residuos es algo preocupante y fundamental. Y contar con el aval de la Provincia. Tomo como positiva la experiencia del Ente Sierras Chicas en donde nos hemos puesto de acuerdo con otros intendentes y realizado un trabajo en torno al corredor. Es importante el dialogo permanente. Me gustaría que el primer desafío fuera solucionar el tema de los residuos. Nadie quiere la basura cerca, es un tema difícil. Si tuviéramos terrenos disponibles en Mendiolaza ya tendríamos avanzado el tema y si alguien se opone le preguntaría por qué se opone. No tolero el no porque no. Siento que eso es lo que viene haciendo la oposición”.

-¿Hacia dónde va a mirar Daniel Salibi cuando termine su sexto mandato en el 2023?

“Cuando uno cumple un ciclo como intendente empieza a mirar hacia arriba. Me gustaría ser ministro o candidato a gobernador”.

-¿Si te llamaran para una candidatura desde otro partido que no sea el radicalismo?

“No podría trabajar para otro partido. Eso tiene un certificado de vencimiento. Siento que puedo dar mucho más por el radicalismo. Hay muchos dirigentes valiosos a los que no se los considera. Tengo la ventaja de ser conocido en toda la provincia y eso me ayuda. Siempre digo que la política no tiene techo. Terminaría mi sexto mandato con 53 años y creo que todavía seré una persona muy joven y con muchas ganas, no me canso”.

—Obras. Lo que viene—

Cordón cuneta

“Vale aclarar que para esta obra no vamos a esperar al 10 de diciembre cuando asumiría el nuevo mandato. Vamos a hacer un proyecto de ordenanza para avanzar. Si el 60% de los vecinos está de acuerdo, la obra se hará. Cada frentista deberá pagar por eso, pero con la ventaja de que podrá financiarse hasta en 36 cuotas. Estimamos que en 90 días a más tardar vamos a estar empezando. Vamos a implementar la nueva Oficina de Planificación Territorial con un equipo de profesionales contratados y otra parte personal municipal que se capacitará”.

-Laguna de retención del barrio Cuatro Hojas

“La obra es parte del compromiso del Gobierno Provincial, son obras que quedan pendientes del 15F, una es esa laguna, otra es el asfalto de calle Las Drácenas y un engavionado que está pendiente, se hará en el transcurso del invierno para anticiparnos a la temporada de lluvias”.

-Gas

“Ojala los vecinos pudieran empezara gestionar los créditos para la obra de la red domiciliaria de gas, la situación económica me preocupa, capaz que no es mi ámbito. Pero es una situación preocupante”.

Related Posts

El crecimiento comercial de Mendiolaza viene de la mano del aumento de población en la localidad que ...
Redaccion Trazos
(Nicolás M. Dalke) Fue el candidato que encabezó la propuesta de Mendiolaza Unida, una lista ...
Redaccion Trazos
Por una diferencia de menos de 120 votos el actual intendente Daniel Salibi volvió a consagrarse por ...
Redaccion Trazos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *